logo

Información – Garra Rufa

Los peces garra rufa pertenecen a la familia de los Ciprínidos y son oriundos del Oriente Medio, concretamente de Turquía, Irak, Irán y Siria. Son famosos los pertenecientes a las termas de Kangal, situado en la provincia de Sivás (Turquía). Fueron descubiertos hacia el año 1800. También se le conoce al pez garra rufa como pez doctor o “doctor fish” precisamente por sus cualidades terapéuticas.

Son peces utilizados para paliar los problemas de psoriasis de ahí que estén protegidos por la ley, siendo utilizados para el tratamiento de la ictioterapia.

Beneficios de la ictioterapia

– Es un tratamiento exfoliante y una efectiva pedicura.
– Elimina la piel muerta.
– Las succiones de los peces garra rufa estimulan la circulación sanguínea.
– Producen una enzima llamada dithranol (antralina), una sustancia utilizada en cosmética (como cremas hidratantes y antienvejecimiento), donde se produce de forma natural.
– Especialmente recomendado para problemas de psoriasis, piel seca, ezcemas, durezas, circulación de las piernas etc.

Características de los peces garra rufa

El pez garra rufa habita en ríos y lagos de agua dulce en aguas cuya temperatura oscila entre 15 y 28 ºC. La principal característica del Garra rufa es que no tienen dientes y  su boca succionadora. Están cubiertos de escamas y sus lomos están adornados con manchas laterales de diversos tamaños colocadas de forma irregular. 

Su utilización como un medio de pedicura se ha extendido con gran rapidez por países como Japón, China, Croacia, en este último país se han creado los llamados “Doctor Fish Café”, establecimientos donde se compagina la pedicura de los pies con la degustación de una bebida. En la actualidad gozan de una gran fama en países como Inglaterra, Estados Unidos u Holanda. En Holanda y Alemania el tratamiento de Garra Rufa está cubierto por el seguro médico.

A pesar que hay personas que por desinformación opinan que son perjudiciales para la salud, no es cierto, ya que no se debe confundir los peces originales garra rufa con los peces chinos, o peces chin-chin. Los peces chinos no segregan la enzima dithranol. Son peces que a partir de los 2 centímetros de longitud les crecen los dientes, con lo cual pueden provocar heridas a los pacientes en el tratamiento de ictioterapia, ya que no succionan las pieles muertas sino que las arrancan y no solo la piel muerta (epidermis) sino también la piel viva (dermis). Estos peces chinos son mucho más económicos que los originales peces garra rufa y no están protegidos por la ley, como sí ocurre con los oriundos de Kangal.

En iFish, para la seguridad de nuestros clientes, solo trabajamos con auténtica Garra Rufa.

¡Siempre que acudas a un centro de ictioterapia pide el certificado de autenticidad!